Gestión del Cambio


By Álex L.
1 Oct 2021

El mundo está cambiando a una velocidad de vértigo, lo cual provoca que suframos continuos cambios y nuevos retos en los diferentes ámbitos de nuestra vida. Por tanto, la adaptación a este cambio se ha convertido en una habilidad necesaria para poder vivir adecuadamente en este entorno tan cambiante.

Un clara evidencia del fuerte cambio es el que se puede observar claramente en el área tecnológica. Las organizaciones están obligadas, si desean ser competitivas, a transformar sus modelos de negocio, a adoptar nuevas tecnologías, nuevas formas de comunicación, etc. Debido a este entorno VUCA (volatilidad, incertidumbre, complejidad y ambigüedad) requieren que sus líderes sean unos buenos agentes de cambio

¿Cómo lo pueden llevar a cabo? Implantando una buena gestión de cambio en las políticas de la organización.

No solamente sufrimos continuos cambios en el entorno empresarial sino también en nuestro ámbito personal. A lo largo de nuestra vida aparecen continuamente cambios: nuevas relaciones, cambio de alojamiento, tener un hijo, etc.

Área de confort

Cambio significa sustituir algo conocido hasta el momento, por una nueva realidad a la cual nos obliga a adaptarnos si deseamos tener cierta estabilidad emocional. Supone un proceso de transformación de abandonar lo anterior para adaptarse a la nueva circunstancia.

Lo que está claro, es que todas las personas tenemos capacidades innatas para poder gestionar y adecuarnos a los cambios, aunque no todas tenemos la misma apertura mental para el mismo. Toda resistencia o auto limitación al cambio nos puede producir cierta inestabilidad emocional.

Existe una clasificación general de tipo de cambio en función de que agentes deciden el mismo, es decir, se puede producir un cambio que sea por decisión propia (Ejemplo: decidir acabar una relación de pareja) o bien un cambio que no lo hayamos determinado nosotros, ya que se produce el mismo por una circunstancia externa (Ejemplo: se produce un ERE en nuestra empresa).

Adaptarse a los cambios, depende de los mismos, no siempre resulta sencillo, ya que hemos de salir de nuestra área de confort, para caminar a otra área de incertidumbre y ciertamente desconocida, es por ello que pueden aparecer ciertos rechazos y resistencias.

Cuanto más desarrollemos ciertas habilidades de apertura mental, más flexibilidad y resiliencia, nuestra adaptación a los cambios se realizará de una forma más rápida y beneficiosa.

Articulos relacionados

¿Qué es necesario para que el Coaching sea efectivo?

Igual que otras disciplinas o ciencias relacionadas con el autoconocimiento, desarrollo personal,...

Leer mas

La importancia de la Toma de Decisiones

Aunque muchas veces no somos conscientes de ello, cada día nos encontramos tomando infinidad de...

Leer mas

Coeficiente Intelectual VS Coeficiente Emocional

Desde hace años ha habido y sigue habiendo cierta discusión sobre lo que es realmente importante...

Leer mas